La vida no es así

Ahora estás ahí corriendo huyendo de los que huyen. Y estas dando vueltas escapando de vos, de mí. No te cansas nunca de buscar alguien que busque lo que vos queres encontrar y no, la vida no es así! Nadie debería buscar las cosas que vos queres encontrar. Yo solo quería abrazar, encontrarme en los brazos de alguien, en esos brazos que abrazan de verdad, vos sólo huías de los que huyen, huías de gente como vos. No podíamos ser porque el tic-tac nos apuró, siempre apura ese hijo de puta que no frena ni para un chagüí...Pero nunca te mentí, fui honesta, yo quería quererte de verdad. Te quería querer de verdad, pero terminé hecha pedazos y la vida no es así (la vida debe ser hermosa), vos seguías corriendo huyendo de vos, de mí, del amor.

Tengo que acordarme de no recordar y acordarme de sonreír, a veces paso días sin mostrar mis dientes, pero vos seguías por allá corriendo de ¡vaya uno a saber qué! si la vida no te puede perseguir ni mucho menos esperar, la vida estaba mucho más adelante que vos pero ni siquiera lo notaste y seguías escapando. Tuve que acordarme de abrir los ojos para ver, verme y ver las flores, ver el sol y respirar aire fresco. Temí ser algo parecido a lo que vos eras (y sos), una persona que vive huyendo, corriendo, escapando, pero a mí siempre los pies me pesaron en demasía y mis sueños me hicieron sembrar raíces...

ME QUEDO ACÁ, porque la vida no es así, no se puede andar corriendo de todo ni de todos. No quisiera tachar sobre lo que ya está hecho, el hecho es que quise quedarme con lo más importante mientras vos seguís huyendo. Me voy a acordar de no volver a romperme a mí misma por cosas que ya sé que no tienen solución, aunque quisiera que fuera de otra forma. Cerraré los ojos, tomaré aire y saldré a caminar despacio así ya no tropiezo, pero vos seguí allá o acá o donde sea, seguí corriendo que, aunque te insista en que la vida no es así vos vas a seguir siendo igual: un frágil y estúpido creyente de que si corres los problemas no te alcanzan.

Algo habré hecho bien para estar ahora lejos de vos, la vida me premió con esta soledad que me permite ver, ver las flores verme a mí y ver el sol. Y cuando abro los ojos lo hago despacio porque me aterra encontrarte ahí creyendo que encontraste alguien que busque lo que vos queres encontrar. Y no, la vida no es así. Me fui a buscar mi propio camino hace tiempo, porque me gusta caminar despacito y pisar las hojas que crujen. Ya no hay tiempo de recuperar nada y sé que pocas cosas fueron tan lindas como correr a la par tuya, pero tenía las piernas cansadas, los ojos perdidos y aunque hicimos lo más hermoso del mundo y no sé si sienta igual otra vez, entendí que no puedo huir siempre porque la vida no es así; yo quería quererte vos seguías corriendo y entendí que no podía correr siempre a la par de nadie que no quisiera antes caminar lento conmigo, tenía que dejarte seguir tu camino.

Los motivos los entenderás más adelante, cuando dejes de escaparte de todo, vas a entender también que la vida no es así, pero mientras tanto este recorrido se bifurcó y aunque me pese sé que elegiste el camino más fácil. Nos veremos cuando entiendas que yo de verdad quería quererte, o cuando te canses de huir, tal vez sea cuando aprendas que el mundo es redondo o cuando encuentres lo que buscabas y no tengas con quien celebrarlo. Pero no te preocupes, yo voy despacio porque mis sueños pesan mucho y me llevan más lejos.

 Vos seguí corriendo por ahí, aunque la vida no sea así…

No hay comentarios:

Publicar un comentario